Finiquitado mi particular infierno con ONO


el grito - Finiquitado mi particular infierno con ONOTras cinco angustiosos días, por fin se ha solucionado mi problema con el servicio de internet de ONO. Aunque, la verdad, la atención al cliente de la empresa ha resultado gravemente desagradable.

Y me explico. El día que di aviso de la incidencia, me informaron que un técnico me llamaría para venir a casa e intentar solucionar la charada. 36 horas después, dicho técnico me indicó que se pasaría entre las cuatro y las seis de la tarde. Como, a las 19:40 h., el señor no aparecía, llamé a ONO y me dijeron que “ningún operador se va a pasar por su casa porque el problema es de zona, y un responsable ha tenido que llamarle para cancelar la visita del técnico”, razón por la que me hicieron perder toda una tarde.

Pacientemente, esperé durante 48 horas para volver a contactar con la empresa, en caso que el problema no fuese enmendado. Al no solucionarse en ese tiempo, hablé con el servicio técnico y me informaron que el problema ya se había resuelto hacía 24 horas, pues la complicación se hallaba en “una tarjeta en mal estado que ya ha sido reemplazada”. De esta manera, reabrieron la incidencia, por lo que el ciclo comenzaba de nuevo…

Un técnico, pasadas otras 24 horas más, se puso en contacto conmigo para visitar mi domicilio. Esta vez sí que llegó, y a la hora exacta, algo que sería de agradecer si no fuera por lo que me han hecho pasar. Tras 10 minutos comprobando que la lucecita ‘send’ del módem Motorota SB5100 (que tengo enrutado en un sistema wifi) parpadeaba -esto sí es mano cualificada ;)- en lugar de permanecer encendida, sacó de su bolsa otro módem, en esta ocasión de la marca WebStar, y lo enchufó para cerciorarse que el percance no estuviera en el aparato. Después de encenderlo, se pasó 20 minutos para intentar configurarlo correctamente, sin éxito, apoyándose en sus compañeros -vía móvil- pues él no parecía tener ni idea y, todo sea dicho, sus compis tampoco. ¡Vaya servicio técnico!

Viéndole bastante apurado, y con las clases que me ofrecieron gratuitamente los del servicio técnico en otros problemas -menos graves- que tuve con la conexión, le comenté que podría intentar ejecutar una orden (que no viene al caso comentarla ahora), cuyo resultado fue bastante positivo. Vamos, ¡que funcionó! Y, para más INRI, me pidió que se lo escribiera en una hoja…

En definitiva, que del sufrimiento de no tener internet he pasado al lamento por pensar cuántas personas habrán sufrido, están sufriendo y, claro está, sufrirán con un servicio técnico tan terrible. Y, creo importante resaltarlo, no considero incompetentes a los trabajadores ‘a domicilio’ de la empresa, sino a la propia ONO que ficha trabajadores no cualificados por, imagino, ahorrarse cuatro duros o, adaptando el dicho a la actualidad, por ahorrarse 12 céntimos de euro.

M@x comentó, intentando consolarme por el anterior post que escribí sobre este asunto, que los problemas de conexión suceden en todas las empresas proveedoras de internet. Ahora me gustaría abrir el debate sobre el tema del servicio técnico de este tipo de compañías. Hasta el momento, he comprobado la ‘tenebrosidad’ de Wanadoo (de esto hace ya algunos años, por lo que no sé como será la situación en la actualidad) y, recién, de ONO


Comentarios (4)

  1. ripense dice:

    Si algún día se acuerdan de esa incidencia y vienen a buscar el modem, primero ya pueden buscarme que no me les abriré la puerta y segundo, tal va a ser la queja que mandaré a los medios de comunicación, que en ONO van a sonar truenos. Pero como dudo que ya exista en sus sistemas informáticos de atención al cliente referencia alguna de esta incidencia, no creo que ‘la sangre llegue al rio’.

    Así que mientras que todo funcione correctamente, tomaremos una actitud conservadora, que para falsos progresistas ya que hay muchos en este querido país nuestro, que es España, y mantendremos la boca cerrada.

  2. Hola ripense,

    y si encima les avisas de una incidencia y, según ellos, la arreglan a las pocas horas y no son capaces de llamar para preguntar si todo está en orden…

    Como he dicho en el post, eso fue lo que pasó la primera vez y mi conexión no estaba en funcionamiento, por lo que tardé el doble de días en acceder a internet con ONO.

    Eso sí, si te funciona el módem Motorola SB4101 que no te lo cambien, que siempre suele ser a peor…

    Saludos 😉

  3. ripense dice:

    Yo aún tengo en módem Motorola SB4101 desde que me dí de alta en el cable a través de Madritel y de eso ya han transcurrido casi 5 años. Reconozco que he tenido pocos problemas con la conexión, casí siempre cuando me han subido la velocidad (512 Kb –> 1 Mb y 1 Mb –> 4 Mb) donde me han dejado un par de días sin poder acceder a Internet o cuando han hecho alguna operación de mantenimiento. Pero pese a estas pocas incidencias creo que podrían tener un poco más de consideración con sus clientes al informar por lo menos de cuando van a sufrir algún corte o lentitud en la línea.

    Algunos dependen laboral o profesionalmente de Internet o del correo electrónico, y ya se me ha dado algún caso de esperar a recibir urgentemente un documento importante pero tengo que fastidiarme porque (Auna-ONO) decide intervenir ese día en la línea sin aviso previo. ¿Para que tienen nuestros datos personales y de contacto? ¿Unicamente para vendernos productos, pero donde esta el buen y de calidad servicio ofrecido al cliente, como por ejemplo, notificar de problemas en el ofrecimiento del servicio contratado?

    Por cierto, llevo más de dos años esperando a que me cambien el módem trás según ellos comprobar que tenía una avería. Pues aún sigo esperandoles a que vengan. Lo arregle quitando el cable de corriente y esperando 5 segundos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *