Neil Armstrong y el ‘moonwalk’ más trascendental de la historia


Hoy, 21 de julio, se cumplen 40 años de la llegada de Neil Armstrong, Edwin Aldrin y Michael Collins a la Luna. Una hazaña que comenzó el 25 de Mayo de 1961, tres semanas después de que el astronauta Alan Shepard se convirtiese en el primer americano en viajar al espacio, cuando el Presidente de Estados Unidos de América, John F. Kennedy, anunció su intención de enviar astronautas a la Luna antes de que finalizase la década. Así, para ello, tuvieron que pasar ocho años de duro trabajo antes de que la NASA viese cumplido su gran proyecto de poner un hombre en la Luna con el vuelo del Apolo XI.

Fue, concretamente, el 16 de Julio de 1969, cuando la nave, propulsada por el cohete Saturno V, despegaba desde el Complejo 39A del Centro Espacial Kennedy en Florida, llevando a bordo a los mencionados astronautas. De esta manera, a las 9:32 de la mañana, hora local, el enorme cohete ya se elevaba sobre el cielo de Florida y, 12 minutos después, la tripulación entraba en órbita. Después, tras cuatro días de viaje, Armstrong y Aldrin pasaron al módulo lunar, llamado Águila, descendiendo para posarse en la superficie de la Luna, en una zona denominada Mar de la Tranquilidad, para que, a las 10:56 (hora de Florida), ante la mirada de millones de personas alrededor del Planeta, Neil Armstrong pisara la superficie selenita, proclamando la famosa frase: «Este es un pequeño paso para el hombre, pero un gran salto para la humanidad».

Una gesta que acarreó importantes beneficios para la ciencia, como enormes avances en comunicaciones, telemetría, miniaturización electrónica o técnicas criogénicas, entre otros. Y, todo ello, en una época en la que las naves lunares llevaban a bordo un par de ordenadores de navegación, con apenas 4 Kbytes de memoria RAM y 72 Kbytes de ROM, que tan sólo tenían un display y un teclado de 19 botones. Y, aún hoy, resulta increíble lo que podía conseguirse con un hardware tan elemental como, por ejemplo, integrar los datos del radar altimétrico, controlar el impulso del motor principal y de los 16 motores de estabilización, mantener las antenas continuamente orientadas hacia la Tierra o calcular la trayectoria para regresar a la nave nodriza en caso de emergencia… a la vez.

Por ello, para celebrar el aniversario de este histórico hecho, la Fundación Biblioteca John F. Kennedy, con la colaboración de la NASA y AOL, ha creado el sitio web Wechoosethemoon.com, aludiendo a las primeras palabras de un discurso de Kennedy en 1962: «Elegimos ir a la Luna…», que reconstruye lo que los teleespectadores vieron en 1969, a través de una animación con imágenes, fotografías y sonidos que se mezclan para lograr una reconstrucción realista de la misión, incluyendo las grabaciones de las comunicaciones entre los ya legendarios astronautas y los técnicos del Centro de Control en Houston.
 


Comentarios (5)

  1. Pingback: Pax sivir codes
  2. personal loans online dice:

    Este interesante como John F Kennedy se propuso mandar hombres a la luna y lo logro. Esta fue una de sus grandes metas. Lastima que ya no hayan presidentes como los buenos de antes.

  3. payday loans dice:

    Bien intersante…

  4. Pingback: Bitacoras.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *